Por María Elena Lavaud.

Leonardo Padrón es un activista de la esperanza. Un poeta de las letras. Venezolano. Un pensador cuya lucidez alumbra el mustio panorama de lo que por ahora parcece ser un país entre paréntesis. Un fabricante de historias que parece sacar de un espejo infinito. Un creador. Un cronista de filigranas; el más leído de su tiempo. Una brújula. Una voz autorizada. Un enamorado de Caracas, su ciudad, y de la montaña que la circunda, el cerro el Ávila, al que se ata irremediablemente subyugado. Es su eterno adorador. Los pechos de la montaña lo devoran. Es un rehén de lo femenino.

Portada-MEtodos-de-la-Lluvia-en-USAEntre poemarios, ensayos, crónicas, textosinfantiles y de entrevistas, Leonardo Padrón acumula 19 libros publicados y traducidos a varios idiomas; una cuenta a la que se suma el haberse convertido en uno de los escritores más exitosos de la televisión venezolana, con más de 25 premios en su haber, y novelas que han sido vendidas a diversos países en el mundo entero (Amores de Fin de Siglo, Contra Viento y Marea, Aguamarina, El País de las Mujeres, Amantes de Luna Llena, Cosita Rica, Ciudad Bendita, Eva Luna, La Vida Entera y La Mujer Perfecta).

Ha publicado los poemarios La Orilla Encendida (1983); Balada (1993); Tatuaje (2000) Boulevard (2002), El Amor Tóxico (2005); Los Materiales Humanos (2009), Métodos de la Lluvia (2011) así como Crónicas de la Vigilia (ensayo, 1990) y Manuela Sáenz (guión cinematográfico, 2001). Fue miembro de Guaire, grupo literario de decisiva influencia en la década de los 80 en la literatura venezolana y miembro fundador de La Casa de la Poesía Pérez Bonalde. Ha sido Premio de Poesía Universidad Católica Andrés Bello(UCAB) y Premio Fundarte de Ensayo. Es Presidente del Caracas Press Club.

Padrón ha dictado cátedra de literatura en la Universidad Católica Andrés Bello y ha sido director de varios talleres literarios, así como articulista de los principales periódicos y revistas culturales de Venezuela. Se ha presentado en distintos escenarios con espectáculos de variada índole que mezclan la sátira, la crítica social, la poesía, la música y la reflexión: El Des-Concierto, La Casa Grande, Se Busca un País, Ese Humor que es El Amor, Pero Tenemos Tania, Lo Mejor de Los Imposibles y El Debate.

Se estrenó en la literatura infantil con el libro La Jirafa y La Nube (2012) y editó en  2013La niña que se aburría con todo, con más de cuatro reediciones. Actualmente escribe una columna quincenal de crónicas titulada Todo en Prosa para la edición dominical del diario El Nacional, que se reproduce en el prestigioso portal Prodavinci, así como una columna semanal llamada La Ventana en el portal Caraota Digital.

En 2013 editó el libro de crónicasKilómetro Cero (Planeta) que fue todo un éxito de ventas, agotando tres ediciones y superando los 20 mil ejemplares. En 2015 publicó el libro de crónicas titulado Se Busca un País (Planeta), donde retrata a través de agudas y muy populares crónicas, la severa crisis de Venezuela en los dos primeros años de gobierno del Presidente Nicolás Maduro.

Es creador y conductor de Los Imposibles, programa de entrevistas a personajes internacionales, una experiencia radial que devino en una aventura editorial de 6 tomos, siendo el libro venezolano más vendido por Editorial Santillana.Los Imposibles Vol. 5 y Vol. 6 han sido editados por Editorial Planeta. El tomo No 7 será editado en los próximos meses.

En la línea de tiempo de su poesía, la celebración del universo femenino es una reincidencia. Dos de sus creaciones poéticas _Métodos de la Lluvia y El Amor Tóxico_ han sido reeditadas este añopor Sudaquia Editores (New York). El próximo 20 de mayo en el instituto Cervantes de Manhattan, será la presentación abierta al público a partir de las 7 PM. Como adelanto, Padrón comparte con los lectores de Poetas y Escritores Miami, el poema “Mujer”, contenido en sus Métodos de la Lluvia.

MUJER

Tiene una forma de ladear los pensamientos.

Una manera de implicar la mirada.

De proponer el mundo.

Posee una contraseña de género.

Un código.

Tiene un idioma para construir el amor.

Un instinto para ser la montaña.

Un pliegue para reunir todos sus pliegues.

Una ética para las aguas.

Eso que la convierte en fósforo de la noche.

Ella,

el género mayor,

en la dictadura de su belleza.

                                                        Leonardo Padrón.

 

 

 

Artículos Relacionados